LOS WRENCHIES, de Farel Dalrymple

Reseña publicada el 21 de septiembre de 2014, relanzada con motivo de su publicación en España.

 

 

Título original:
The Wrenchies TPB
Sello: First Second
Autor completo: Farel Dalrymple
Publicación USA: Agosto 2014
Public. España: Abril 2015 (Sapristi)
Características: 304 págs.  Color – Rústica – 22.90€
Valoración: 9.5/10

 


A falta de los últimos tie-in de Original Sin, vuelvo esta mañana de domingo a las reseñas tradicionales con una de las peticiones que se me formuló en los comentarios (sí, aunque tarde, cumplo las promesas). Pensaba retrasarla pero llegó a mis manos esta novela gráfica y no he podido evitar escribir, aunque sólo sea para ayudarme a mí mismo a comprenderla.

Y es que hablamos de una obra metaliteraria de un autor muy autorreferencial, que emplea aquí elementos de obras anteriores (sin necesidad de conocerlas, por otro lado) y construye un microcosmos experimental que funciona a casi todos los niveles de narración. Sumerjámonos, pues, en…

THE WRENCHIES,
de Farel Dalrymple

“La caverna nos cambió. Nos hizo. La caverna nos costó.”

Como ya sabéis, no tengo miedo, y de hecho disfruto bastante, tanto de las obras que reflexionan sobre su condición de obra (ejem), como de aquéllas que cuentan historias dentro de historias dentro de historias (re-ejem). Y ya si combinan ambos factores con acierto, me ganan por completo (re-re-ejem). Sí, son obras que requieren estar más despierto de lo habitual y dispuesto a reflexionar sobre lo que pasa ante tus ojos, casi afrontando la lectura como reto, y ésta es la predisposición requerida para leer The Wrenchies.

Su autor, Farel Dalrymple, es más conocido en USA por sus obras de creación propia, como la exitosa Pop Gun War, que por los trabajos “a domicilio” en Omega el Desconocido (Marvel) o Prophet (Image). Esa notoriedad en la escena independiente le ha permitido crear su propio universo de obras con personajes confluyentes (sin necesidad alguna, por otro lado, de conocerlos para entender sus obras), como ocurre aquí. En cualquier caso, esto viene a demostrar que Dalrymple sabe lo que hace y es capaz de jugar al mismo tiempo con múltiples capas narrativas, algo que lleva a su máxima expresión en esta obra.

“Pueees, vamos todos a conocer a conocer a… ¡El Científico!” (click para ampliar)

El origen de la trama se encuentra en Sherwood, un niño que, jugando con su mejor amigo Orson, se adentra en una cueva para encontrar un tesoro. El dueño del mismo, una extraña criatura antropomorfa, les ataca y contamina a Sherwood a través de sus ojos haciéndole ver el fin del mundo a manos de unos Hombres Sombríos. Es en este punto cuando la obra se introduce literalmente en los ojos del protagonista y lleva a los lectores a través del tiempo y del espacio, de manera no lineal, hasta tres puntos diferentes de la historia.

El primero es el post-apocalíptico futuro que Sherwood, según parece, no consiguió evitar. Es un mundo en el que zombies, vampiros y Hombres Sombríos campan a sus anchas, sumando adeptos de entre los caídos, y en continua refriega con diversas bandas de guerreros… formadas por niños y adolescentes. Los adultos no sobrevivieron a ese extraño mundo de triste fantasía y los supervivientes lo hacen entre el miedo, la sangre y las drogas. Allí conoceremos a los jóvenes Wrenchies, una de esas bandas, que encontrarán en el campo de batalla un curioso ejemplar: el cómic The Wrenchies #1, sobre un grupo de héroes que ¿nada? tienen que ver con ellos.

“¿Y si este cómic me está volviendo malo? Yo quiero ser de los buenos…”

El segundo de los escenarios nos lleva a un futuro anterior a la desgracia, en el que Hollis, un niño obeso, con escasas habilidades sociales y afición por vestirse de superhéroe, lee el recién publicado The Wrenchies #1, el cual le hace sentir extraño. Dada la educación profundamente cristiana que ha recibido y su tierna edad, percibe esos sentimientos como incómodos, de forma similar a cuando tiene pensamientos “sucios” sobre las películas “malignas” de los canales de pago.

Desde que lee el cómic, Hollis conoce a un nuevo amigo imaginario, una especie de espíritu blanco que vive en casa del vecino, un hombre adulto llamado Sherwood que guarda en su casa un extraño amuleto. Un día, una luz muy potente ilumina el piso vecino y de la ventana sale dicho amuleto, que Hollis caza al vuelo con la intención de devolvérselo a su agradable vecino. Esto desencadenará el tercer escenario, cuando esa noche Hollis sueña que entra en su ejemplar de The Wrenchies

“Bienvenidos, todos vosotros, al aquí y al ahora. Estamos encantados de recibiros.”

Toda esta exposición del argumento resultaba necesaria para explicar el funcionamiento de la obra: en el futuro del protagonista, el niño Sherwood, se superponen el futuro post-apocalíptico, el presente pre-apocalíptico (y edad adulta del joven Sherwood) y el mundo del cómic ficticio The Wrenchies #1. Así, los héroes de dicho cómic se unirán a los jóvenes Wrenchies del futuro y al niño Hollis a través de El Científico, el inventor que ha hecho posible la superposición de narrativas. ¿El objetivo? Salvar el mundo encontrando al Sherwood post-apocalíptico, autor del cómic ficticio, para esconder en él, a modo de “seguro de vida”, el conjuro secreto que permitiría la reunión de todos los personajes… (Os dejo unos segundos para reflexionar y releer el párrafo… ¿Ya? Seguimos)

*SPOILERS INTERPRETATIVOS*

La cuestión de fondo en todo este batiburrillo espacio-temporal y metaliterario, según mi interpretación, es la pérdida de la inocencia, la obra como oposición al paso del mundo infantil al mundo adulto. Desde el joven Hollis, coartado por su madre a través de la religión pero que se aferra a la fantasía incluso en el mundo real, disfrazándose de superhéroe; hasta ese mundo en ruinas en el que no existen “los mayores”, sino que reina la ausencia de responsabilidades y, ante todo, el caos, causado por criaturas monstruosas que, esta vez sí, son todas adultas. El protagonista, Sherwood, como figura inestable que, desde que “le abren los ojos” en la cueva”, al salir de ésta se dedica a ser “astronauta en una nave alienígena” o “joven espía intergaláctico” en su adolescencia, y en su paso a la edad adulta se mueve entre la indigencia y la “caza de demonios” para terminar en un trabajo de funcionario en una oficina. Un niño que no quiere crecer y se construye un seguro para el “apocalipsis” dentro de un cómic para niños.

“Mi vida era una aventura, luego una broma, y después un loco y muy largo sueño.”

A lo largo de la historia del protagonista podemos ver confirmado cómo, en realidad, Sherwood vive su vida como si todo fuera una fantasía, mientras el resto del mundo seguía girando y él se ahogaba en alcohol y drogas (recordemos a los adolescentes del futuro desolado) para poder continuar en su mundo imaginario e irresponsable.

*FIN DE SPOILERS INTERPRETATIVOS*

Todo este mensaje de fondo nos construye Farel Dalrymple en The Wrenchies, en un envoltorio metaliterario que ya quisiera para sí el Grant Morrison actual, jugando con la narrativa y las posibilidades del cómic como medio, mientras nos permite limitarnos a disfrutar, al mismo tiempo, de un viaje fantástico de fantasía infantil, como si de unos Goonies post-apocalípticos se tratara. Una obra tan brillante como desoladora que crece enormemente con la relectura (o la reflexión).

Ya tenía yo ganas de vaciarme haciendo una reseña de una obra completa después de tanta mini-reseña entre Original Sin y Futures End. Espero no haber perdido el toque y volver a tener el efecto de induciros a la lectura de la obra. Con que la disfrutéis la mitad de lo que lo he hecho yo, ya vais frescos.

ACTUALIZACIÓN:
Por fin llega a España esta novela gráfica de la mano de la editorial Sapristi.

¡Nos vemos en la Zona!

También te podría gustar...

22 Respuestas

  1. Diamond dice:

    Espera un momento, ¡¿ya está a la venta?! Madre mía, mi cartera estará pidiéndome clemencia. Me gusta todo lo que he leído de Darlymple (que no viene a ser más que Prophet y Omega el Desconocido), así que caerá cuando pueda.

    Y ya que estamos… a ti que tanto te gustan las historias de este corte, ¿has leído The Bulletproof Coffin? Creo que te molaría mazo.

    • Y si es en inglés, sólo por 14 lereles en BookDepository. Me apunto The Bulletproof Coffin pero ahora mismo está difícil de conseguir, ifyouknowwhatImean.

      • Diamond dice:

        Bueno, la cuestión es que, como mi cumpleaños fue hace poco, me autoregalé bastantes cómics (con cosas tan chulis como el Omnibus de X-Statix, el Godzilla de Marvel o el Rawhide Kid gay), y ¡ahora no tengo dinero para cómics hasta dentro de una buena temporada! Pero claro, a este comic le tengo muchas ganas… Y aunque sólo sean 14 € (porque me lo cogeré en inglés sí o sí), es mucho para mi presupuesto después de lo que me he gastado.

        Y nada de apuntarse The Bulletproof Coffin, ¡léalo! Me da igual lo duro que sea encontrarlo, búsquelo, que vale la pena. Si no le tienes fobia al digital puedes comprarlo en Comixology ahora que permiten bajarse copias sin DRM.

    • Bueeeno, venga, prometo una reseña futura (no muy lejana, pero es que tengo deberes, curro y vacaciones-sin-ordenador en los próximos días) de THE BULLETPROOF COFFIN como próxima reseña de petición ;) Aunque antes, te adelanto, que analizaré una reciente obra gailsimonesca, y hasta aquí puedo leer… but not yet.

  2. Anónimo dice:

    Amigo Reverend…veo que eres de los que cumplen las promesas! Je, je …bromas aparte…excelente reseña, si señor!.Nos estais mal acostumbrando. Por lo que comentas, y por las ilustraciones que acompañan el artículo, un título muy a tener en cuenta en el futuro …a ver si alguna editorial se anima y lo traen por aquí. Como decía, y sin animo de dar coba, esta web es toda una referencia a la hora de buscar reseñas de peso y calidad …imprescindible es poco! Muy, muy buen trabajo! A ver si cae pronto la de Catalyst Comix..! Gracias y un saludo! !!

    • The Dark Anonymous Returns! Muchísimas gracias por los halagos, que ya he transmitido a mis compañeros de “una entidad sin nombre”. No creo que seamos referencia de nada con una web que no tiene ni un año de vida y que en realidad es una extensión del podcast, que sí tiene más tiempo (y que te recomiendo encarecidamente, que además de chicha también tiene un ambiente muy agradable, siempre me río escuchándolo).

      En cualquier caso, estamos trabajando para ir creciendo y la verdad es que poquito a poco lo vamos consiguiendo. Sigue apuntada Catalyst Comix (y siguen apuntadas otras recomendadas como el Cíclope de Rucka, Trillium, The Wake, Butcher Baker y alguna más) y espero volver a verte por aquí… aunque nunca sabremos si eres tú xD

      P.D. Como ya he comentado en otro sitio, son 300 páginas a color, así que en España no bajará de los 25 euros, por si te quieres animar a la edición americana, por apenas 14.

      • Anónimo dice:

        Vaya, vaya, amigo Reverend…ya me has bautizado! I like it!..jejeje. Referente a lo de que lleveis menos de un año, sinceramente, creo que tiene más mérito el esfuerzo y la voluntad que le poneis que no el tiempo que llevéis. Tomo nota de lo del podcast. Por cierto, sobre la reseña, menudo catálogo esta consiguiendo la editorial First Second.Estaria muy bien un artículo repasando su trayectoria y proyección…verdad? Jejee…por cierto, has leído ”The true lives of the faboulous killjoys”…posible reseña en camino?. Gracias por tu tiempo y un saludo!

    • Ná, probablemente te bautice de forma diferente cada vez que me dirija a ti mientras no nos proporciones un nombre, Antóniomo xD Respecto a First Second, hay un buen puñado de obras interesantes (y siempre se cuela alguna en los premios del cómic), pero son obras que requieren de un tiempo, no sólo de lectura sino de reflexión posterior, que ahora mismo, hasta que me lleguen refuerzos, no puedo dedicarle. Reseñas puntuales, sin problemas; catálogos completos, tendrán que ser de cosas que ya he leído (pienso por ejemplo en un “escaparate” de Valiant).

      Y en cuanto a tu recomendación, veo complicado analizar a los Killjoys partiendo de que hacen referencias a un disco y sus videoclips, que el lector de cómics no tiene por qué conocer ni querer ver. No lo descarto para un futuro, pero tampoco esperes sentado. Por otro lado, los que la han leído sin saber nada del grupo (de entre los que conozco que han leído algo, claro) no les ha parecido nada del otro mundo más allá del experimento transmedia. Como siempre, ya veremos.

      Un saludo y gracias por pasarte ;)

  3. ¡Qué pasada de reseña (e intuyo que de cómic)! Aunque no he querido leerla entera para no destriparme la historia más de la cuenta y he pasado de puntillas por las partes más “expositivas”, sin duda me lo has vendido.

    ¡Yo te maldigo por ello! :)

    • Sí, la verdad es que releyéndola anoche para relanzarla ahora que tiene edición española para el Salón me gustó cómo me quedó ésta. Echo de menos hacer “reseñas normales”, aunque estoy disfrutando de los artículos “históricos” pre-Secret Wars. Ya veré qué hago.

      En cualquier caso, todo un halago su comentario, Mr. Thompson, y espero verte de vuelta para comentarlo cuando lo hayas leído ;) ¡Abrazaco!

  4. Sputnik dice:

    No sabía que esto existía. Has hecho una buena labor, Ander San. O una mala labor: ahora gastaré dinero en esto cuando podría estar ahorrando para una pistola.

    Baidewei, hace tiempo que me deja con el culo torcido que se les llame independientes a editoriales tipo Image o Avatar o Valiant. Cierto, no son Marvel ni DC, pero son claramente productoras de mainstream. Independiente, en mi planeta, es Fantagraphics.

    • De un tiempo a esta parte, se ha reinterpretado el término “independiente” como “ajeno a las Dos Grandes”, tanto aquí como en USA, y es el uso más frecuente que se le da. Está claro que no estamos hablando precisamente de fanzines o similares, y que al fin y al cabo muchas dan más de lo mismo, pero meh, aceptamos barco como animal marino.

      P.S. Un placer descubriros obras nuevas que os puedan interesar. Y encima recién salida del horno español, así que ¡corre!

      • Un Dani dice:

        Juer, es que por un lado Me La Sopla, y por otro me deja mosca por lo impropio del uso que se le da al término*. Del Cómic Escapista Mainstream al Fanzine hay mil mundos de distancia. Hay editoriales que están sacando desde recopilatorios de Popeye hasta Crumb pasando por Seth. Los Hermanos Hernández. Yo qué sé. Tienen su mercado propio de cómic independiente, sin meterse ya en el underground. Pero, entonces: si decimos que Prophet es cómic independiente, cosa que no es, ¿qué carajo es Berlín, de Jason Lutes? ¿Porno belga?

        *y qué cojones, por lo bien que le viene tanto a Marvel como a DC que se considere a su competencia directa como “los raros de otro pueblo”. Hay bipartidismo hasta en los tebeos, joder!

        P.S. He hablado con uno de mis libreros y corrobora que, palabras literales, “parte la pana”. Esta gente de los 80 y sus expresiones llenas de gracejo y colorido… Ya te comentaré cuando me lo lea, que de momento solamente puedo decir paridas como las de arriba.

        P.S.2: Me he hecho la picha un lío y comento esto con otro avatar y nombre. A chuparla. Creo que Sputnik ha morido.

        • Un Dani dice:

          A menos que use el móbil para postear, en cuyo caso Sputnik is alive.

        • Reverendo Móvil dice:

          Hombre, debe entenderse que lo que es independiente no son los cómics, sino las editoriales, que es donde el término cobra sentido: nada fuera de Marvel y DC es un gigante editorial dentro del mercado americano del cómic. Si sumamos el fondo de Warner/Disney, qué te voy a contar. Cómic independiente en USA es cualquier cómic publicado por una editorial independiente, si eso te relaja más el esfínter ;) Como decir que PPSOE es casta y el resto, VOX y el Partido Carlista incluidos, son voces independientes.

          P.S. Los Wrenchies chanan mazo.

      • Un Dani dice:

        Baidewei, el dibujo/diseño/color/trazo me recuerda un güevo a Esa Especie De Tebeo Indie (esta vez SI) Dentro De Marvel que es Omega el Desconocido, la reinterpretación de Jonathan Lethem del tebeo de Steve Gerber y Jim Mooney, que ya en su versión original fue cancelado por RARO.
        No es que sea lo más mejor del mundo mundial (personalmente creo que se va por las ramas) pero vale la pena, por si acaso no lo viste en su día. Pasó bastante desapercibido, o eso me parece a mí, y eso que Panini lo sacó en tapa dura con extras en plan “esto es cosa fina”.

Deja un comentario, zhéroe