LAS ESCALOFRIANTES AVENTURAS DE SABRINA, de Roberto Aguirre-Sacasa y Robert Hack



Título original
:
Chilling Adventures of Sabrina: Book One TPB
Sello: Archie Comics
Guionista: Roberto Aguirre-Sacasa
Artista: Robert Hack
Colorista: Robert Hack
Contenido: Chilling Adventures of Sabrina #1-5 (Dic. 2014 – Jul. 2016)
Publicación USA
: Julio 2016

Publicación España: Marzo 2018 (Norma)
ValoraciónAmor al primer hechizo /10

 

 Si hay algo que he aprendido en la vida es… nada. Pero, si hubiera aprendido algo a fuerza de ir viviendo diferentes desventuras, sería que nunca sabes qué te va a deparar el día de mañana y como dice ese refrán, “Nunca digas de esta agua no beberé…”. Así que aquí estamos, listos y dispuestos para hablar de un cómic que nunca hubiera dicho que iba a leer y mucho menos que me fuera a gustar tanto. Si creyera en estas cosas diría que es cosa de brujería, después de todo hoy vengo a hablaros de…

LAS ESCALOFRIANTES AVENTURAS DE SABRINA
de Roberto Aguirre-Sacasa y Robert Hack

La típica cena de empresa donde más de uno pierde la cabeza.

El personaje de Sabrina nació en los cómics de Archie, ese personaje cuyo universo es todo un fenómeno en EEUU y aquí parece que se va instaurando poco a poco, gracias a la apuesta de Norma por los cómics y a las series de TV que van llegando relacionadas con el personaje. De hecho la misma Sabrina es más conocida aquí por la serie de televisión de los años ’90 y vuelve a estar de actualidad ahora que Netflix ha anunciado una nueva cabecera protagonizada por esta bruja adolescente pero con un tono mucho más terrorífico que aquella comedia en consonancia con el cómic que ahora mismo empiezo a reseñar.

La vida de Sabrina no ha sido fácil, su padre era un poderoso brujo que renunció a casarse con una bruja tal y como manda la tradición para hacerlo con una humana que pudiera darle un hijo. Lejos de ser un acto fruto del amor la decisión de Edward Spellman tuvo más que ver con una aparición del Señor Oscuro quien así se lo ordenó, por lo que podemos intuir que Sabrina tendrá un papel decisivo en la lucha eterna entre el Bien y el Mal. Hasta entonces asistiremos a las andanzas de la joven bruja hasta llegar a sus dieciséis cumpleaños momento en el que tendrá que participar en el rito de iniciación que la llevará a consagrarse como una más del Aquelarre. Por el camino su padre desaparecerá bajo extrañas circunstancias por lo que nuestra protagonista pasará a vivir con sus tías Hilda y Zelda, también brujas y que se desviven por la pequeña como las adorables mujeres que son (pasaremos por alto el hecho de que su dieta consista en cadáveres humanos, cuanto más frescos, mejor). La familia crece con la llegada de Salem, un gato que antes era un humano y que siempre tiene un comentario sarcástico a punto y un afán por complacer a Sabrina siempre que eso implique arrancarle los ojos a alguien. El último en llegar es el primo Ambrose, llegado de Inglaterra y, por supuesto, también brujo, con el que Sabrina tendrá más afinidad por ser, al menos en apariencia, un adolescente como ella.

Me pareció ver un lindo gatito endemoniado.

Después de repasar estos momentos de la vida de Sabrina la acción se centra en su llegada al instituto de Greendale, no confundir con el centro del mismo nombre donde se desarrollaba Community, donde la joven bruja intentará llevar una vida normal para una chica de su edad con la vista puesta en la prueba que tendrá que superar en su dieciseisavo cumpleaños para proclamarse bruja de pleno derecho. Por desgracia para ella, Madame Satán, el mejor personaje del cómic sobre el que hablaremos en breve, movida por la sed de venganza que supura por todos sus poros, tiene otros planes para ella. Así las cosas se irán complicando para Sabrina quien deberá tomar decisiones tan difíciles como peligrosas y que pondrán en duda su condición de bruja e incluso de mortal.

Pero si hay una bruja como tal en este cómic es Madame Satán, personaje rescatado de los cómics clásicos (gran detalle de incluir su primera aparición allá por 1941) y que mantiene una estrecha relación con el padre de Sabrina. De hecho era la bruja con la que el padre de Sabrina estaba prometido hasta que decidió abandonarla por compartir lecho con una humana y así poder tener una hija. Os podéis imaginar el amor que le tendrá Madame a la pobre protagonista que ni tan siquiera sabe de su existencia. Todo el arco del personaje es un viaje desde los infiernos (literalmente) en el que irá dejando tras de sí un reguero de sangre, maldiciones y cadáveres mientras teje su maléfico plan. Un personaje que es pura maldad pero que cautivará al lector por sus motivaciones, la maldad de sus acciones y el desprecio por los humanos que demuestra cada vez que tiene oportunidad.

Después de esto pusieron el cartel de “No dar de comer a los animales”.

Las acciones de Madame Satán son una muestra más del buen hacer de Roberto Aguirre-Sacasa en los guiones, demostrando una gran capacidad de desarrollo de los personajes mediante uso de flashbacks que se entremezclan con la acción que transcurre en la actualidad. La actualidad del cómic, que se sitúa a mediados de la década de los ’60, lo que siempre es un extra en cuanto a referencias culturales. Ver a Madame Satán canturreando “Whatever Will Be, Will Be” mientras hace de las suyas es, sencillamente, sublime. Pese a los numerosos flashbacks la acción no se detiene en ningún momento y en apenas cinco números Aguirre presenta a los personajes, los dota de un contexto y unas motivaciones, desarrolla el mundo mágico en el que se mueven y pone en marcha una serie de sucesos que van encadenando desgracia tras desgracia hasta dejar las cosas muy del revés para todos los implicados.

El dibujo de Robert Hack, quien también se encarga del color, tiene un aspecto retro que le sienta de maravilla a la historia. En ocasiones resulta recargado por el gran número de viñetas por página que utiliza pero es que hay mucho que explicar y muy poco espacio para ello, pero a cambio presta mucha atención a la expresividad de los rostros y a los detalles en todo lo referente a la ambientación. El uso del color para separar y diferenciar figuras de unos fondos que siempre tienen el mismo tono pálido es excepcional. Un muy buen trabajo puesto al servicio de la historia mientras brilla con luz propia con un estilo muy particular.

Pretty Woman, un temazo que no puede faltar en cualquier aquelarre que se precie.

Cuando podría parecer que estamos ante uno de los cómics del año es cuando llega el gran problema de esta colección que no es otro que su periodicidad, pues el número uno USA tiene fecha de portada de diciembre de 2014 y el último en aparecer ha sido el ocho (con fecha de portada, ojo, de Octubre 2017) que para más inri es la segunda parte de un arco de seis. Una verdadera pena, lo mismo que sucedía con El más allá con Archie, que una serie de tan buena factura y que consigue atrapar al lector produzca el efecto contrario por culpa de tan desastrosa cadencia a la hora de publicarse.

No dejemos que esto nos impida disfrutar de un cómic diferente, atrevido, con grandes personajes y situaciones de lo más inverosímiles, con un guión perfectamente construido y un arte sobrado de calidad y personalidad. Quién sabe si para cuando llegue el segundo tomo ya habrán estrenado la serie de Netflix, si la han cancelado o si el Señor Oscuro ha acabado por invadirnos a todos y ha hecho de éste un mundo mejor. Pero eso, amigos, es otra historia…

¡Nos vemos en la Zona!

Buy Me a Coffee at ko-fi.com

CarlosPlaybook

Como lector de cómics he pasado por todas las etapas de la vida de un lector/coleccionista. A saber, inicio en la infancia por regalo de lote de cómics de un amigo de mi padre, abandono en la adolescencia por invertir el dinero en otras cosas menos saludables pero igual de divertidas, y recuperación en la madurez por nostalgia. Y sí, me encanta HIMYM.

También te podría gustar...

Deja un comentario, zhéroe

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.