LAS AVENTURAS DE ARCHER Y ARMSTRONG: ROMANCE Y RUTAS POR CARRETERA, de Rafer Roberts y Mike Norton


Título Original
:

A&A: The Adventures of Archer & Armstrong: Romance and Road Trips TPB
Sello: Valiant Entertainment
Guionista: Rafer Roberts
Artistas: Mike Norton, David Lafuente
Coloristas: Allen Passalaqua, Brian Reber
Contenido:
A&A: The Adventures of Archer & Armstrong #5-8 (Jul. 2016 – Oct. 2016)
Publicación USA: Diciembre 2016
Publicación España: Abril 2018 (Medusa)
Valoración: ¡Valiant Mola! (Parte V)


Que un personaje de cómic te dé pistas para hacer una reseña es algo muy raro. Rarísimo. Para que me pongan la camisa de fuerza ya. Y más si es de una forma tan descarada que casi me la imagino saliendo de la viñeta y gritándome a la cara. Pero así ha sido ¿y quién soy yo para llevarle la contraria a la señorita Herbert? Ella fue la primera que reseñé de Valiant y, gracias nuevamente a ella, vuelvo al redil. Y aunque le dé el merecido mérito, hay que sumarle varios factores que iré desgranando hasta el final. Gracias, Faith.

Tras superar a duras penas una aventura tan disparatada como peligrosa dentro de la bolsa infinita de Armstrong –sí, he dicho bolsa infinita– Archer y el inmortal borracho siguen la pista de la olvidada esposa de éste último –tener 7000 años de vida da para olvidar muchas cosas– pero, como cabría esperar, no será un viaje cómodo ya que irán apareciendo infinidad de obstáculos en forma de sectas estrafalarias aunque nunca superadas por las propias dudas de nuestro beodo favorito. No hagáis ni la maleta e id arduos y veloces al encuentro de…

LAS AVENTURAS DE ARCHER Y ARMSTRONG: ROMANCE Y RUTAS POR CARRETERA
de Rafer Roberts y Mike Norton

Pensaréis qué hago yo hablando de un arco –el segundo de tres– que está en medio de una etapa de doce números y casi un año de duración. Que va a ser difícil obtener un contexto adecuado si hablo de la mitad de un todo con su principio, su final y además con una etapa anterior que tiene sobrados retales en este. Que ni de coña vais a pasar de vuestro TOC y comprar el segundo tomo de una colección. La respuesta es simple: La Princesa Prometida y, como digo más arriba, Faith tiene toda la culpa. Toda. La. Bendita. Culpa.

Si la película dirigida por Rob Reiner es la favorita de nuestra heroína –y dicho por ella misma– es “porque tiene de todo”. Así. Sin más. Y nada tiene que ver que enlace directamente con determinadas ideas que sobrevuelan el primer número. De héroes, interminables luchas y la idea de querer ayudar desestimando la violencia. Este cómic no profundiza en ideales necesarios. Al revés. Huye del lector sesudo que busca el eterno Watchmen en cada cómic que cae en sus manos y crucifica la lectura banal. Amigo lector, te entiendo, hay cómics que merecen la pira pero no por ser simples sino por estar mal hechos. Recuerda eso.

Caca, culo, PEDO, pis.

Y, como la película de 1987, este arco de carretera, eternos colegas y artimañas en las sombras. De apología descarada y humorística del comunismo –hay hasta un oso ruso que habla–, una esperada dosis de capitalismo y hasta puntuales comentarios sobre la igualdad sin dejar lo absurdo de lado, funciona. Todo este mejunje tan descabellado no se toma en serio en ningún momento y hace de lo disparatado su bandera preocupándose de ser simple e intrascendente porque quiere serlo, ¿nunca os han dicho eso de “léete esto pero no te va a cambiar la vida”? podría ser perfectamente la camiseta que llevara Rafer Roberts en las convenciones de cómics.

Y esta apología de lo banal no es un folio en blanco ni es mi parcialidad la que os escribe –que también–. Como divertimento no deja de tener un guión que hila con lo todo anterior sin darle demasiado peso que para eso tenemos a Archer y Armstrong. Ellos solos saben cargar vehementemente con las circunstancias. Con personajes del universo Valiant que no hacen más que enriquecer la trama e incluso las mil referencias a la cultura geek que Faith comparte con nuestro inocente Obadiah Archer ¡ah! Que si no lo digo reviento, ¿recordáis ese eterno peligro que siempre rondaba a Adam West y Burt Ward en la mítica serie –y venerada por mí– de Batman de 1966 pero que no pasaba de ser sólo un mero fantasma inocente? Esa sensación empapa deliciosamente todo el cómic y ME ENCANTA. Ya lo he dicho. Ea.

Un poco de crítica siempre viene bien.

El nivel gráfico cumple. Es ese dibujo que se necesita en su justa medida pero que se aleja de lo excesivamente cartoon. Un dibujo práctico y certero que me atrevería a decir que mejora con respecto a En El Saco, el arco anterior. Aquí Mike Norton se encarga de la trama principal con destreza y mucha vistosidad con la ayuda a los colores de Allen Passalaqua mientras que el arte de David Lafuente se encarga de una historia paralela en las páginas finales de cada número junto a Brian Reber. Historia, esta última, que acaba ligada, como se podía esperar, a las desventuras de nuestros entrecomillados héroes.

Y ya cerrando este improvisado mitin, mientras pongo mi puño en alto, dejo que el cebo haga su trabajo. Os he vendido este tomo como me ha salido del alma –y sin empezar el tercer tomo, toma ya– pero era hablar de esto o ponerme a mirar qué próximo cómic de Scott Snyder poner a parir y creo que a veces me merezco un poco de amor. No tengáis miedo a disfrutar de un cómic solo por el mundano hecho de echaros unas risas. Leed banalidades, alardead de ellas y que nadie os diga lo contrario pero como sé que muchos lo harán, limitaros a ignorarlos sin bajar el puño. Señor Javier Marquina: no te lo iba a decir pero te lo voy a decir: ¡Valiant mola!

Sí, los de la derecha son Rafer Roberts y Mike Norton.

Este parte intermedia de este dúo simpar es digna heredera del humor absurdo y las situaciones esperpénticas de toda la etapa anterior y, aunque flojea mucho en su primer arco, ésta tiene todos los ingredientes suficientes para hacer las delicias de los amantes de las road/buddy movies, del circo, del comunismo y de chorradas varias donde elegir. Humor inmediato sin pretensiones que valgan y… ¿he dicho ya que Medusa los está saldando? No sé a qué esperáis, insensatos.

¡Nos vemos en la Zona!

Buy Me a Coffee at ko-fi.com

También te podría gustar...

Deja un comentario, zhéroe

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.