LADY KILLER, de Joëlle Jones y Jamie S. Rich


 

Título original:
Lady Killer TPB
Sello: Dark Horse

Guionistas: Joëlle Jones, Jamie S. Rich
Artista: Joëlle Jones
Colorista:
Laura Allred

Contenido: Lady Killer #1-5 (Ene.–May. 2015)
Public. USA: Septiembre 2015
Public. España: Abril 2016 (Panini)
Valoración: 8/10

 


Ya os dije hace unos meses, cuando os hablaba de la Madame Frankenstein de Jamie S. Rich, que el trabajo de la portadista que lo acompañaba, prometía. Y vaya si promete. Cuatro nominaciones a los Premios Eisner de este año, nada menos, tal y como os avanzábamos en nuestra compilación-porra, en la que, además de informaros de los aspirantes a las diferentes categorías, os invitamos a participar, si no lo habéis hecho ya.

Así que, con estas credenciales (posible mejor serie limitada, dibujante, portadista y colorista) y con el buen sabor de boca que me ha dejado, cómo no voy a contaros más cosas de…

LADY KILLER
de Joëlle Jones y Jamie S. Rich

Reconozco que cuando me leí Madame Frankenstein simplemente lo hice porque me soplaron (hola Ander) que Panini iba a traer Lady Killer. Cuando comprobé con mis propios ojos el gran trabajo a los lápices en las portadas de Joëlle Jones tuve que dejar constancia de lo que estaba por venir. Un trabajo que ya había disfrutado, inconscientemente, en un número de Fábulas que acabó siendo un videojuego: The Wolf Among Us, y del que, ni de lejos me esperaba tanta nominación. No estoy acostumbrada a que me guste lo que al resto, ni que mucha gente coincida con mis deleites bizarros, pero negar la evidencia y dejar a un lado el arte de esta dibujante afincada en Los Angeles sería de necios. Porque, pasando por alto la temática con tendencia creepy de sus dibujos, el trazo y la expresividad los mismos son para pararse a disfrutar de cada detalle.

Los tacones no son para parecer más altas.

Quizá esta reseña quede demasiado efusiva y soy la primera que reconoce que la historia tampoco es que sea muy profunda, pero no voy a negar que me gustan las historias con viles y despiadadas mujeres asesinas como protagonistas. Y no digo nada si las que las dibujan, escriben, interpretan o dirigen son mujeres. A pesar de que una de las pioneras y grandes reinas del terror fue la gran Mary Shelley, existe una clara tendencia a que nosotras seamos las presas que chillan aterrorizadas en sus encuentros con maníacos homicidas y que los roles de asesinos en serie sean, en su mayoría, llevados a cabo por hombres. Se supone que la forma de matar que este trabajo requiere, precisa de una fuerza bruta y una sangre fría que supuestamente nosotras no tenemos. Sangre fría. Qué poco nos conocen… Por eso me gusta el enfoque que las autoras le suelen dar a sus protagonistas femeninas: no hay que ser un armario empotrado para matar. Se puede ser perfectamente guapa, fina y calzar tacón de aguja. Y es que el ser asesino no está reñido con ser elegante, y aunque la muerte no entienda de clases, cualquier asesino en serie que se precie se tiene que preocupar de mantener la suya intacta una vez finaliza el trabajo.

Y ahí reside el encanto de Lady Killer, Josie para los amigos. Complaciente esposa, amorosa madre y eficaz ama de casa, capaz de dar unas magníficas fiestas mientras presume de ser la perfecta anfitriona, de look pin up y de receta de ensalada ambrosía. Eso de día, porque de noche es una de las mejores asesinas a sueldo de una agencia secreta. Una femme fatale a la que no le tiembla el pulso a la hora de usar sus cuchillos. Tú te lo guisas, tú te lo comes y tú te limpias las incriminatorias salpicaduras de sangre de los zapatos. Cuando tan tremendamente eficaz serial killer se convierte en el punto de mira, y no me refiero al de su fisgona y poco oportuna suegra, el macabro equilibrio en el que consiste mantener sus dos vidas independientes se tambalea, y su particular visión del sueño americano corre más peligro que ella misma.

Qué fantástica esta fiesta con amigos y sin ti.

Esta dualidad de la vida de la protagonista se ve reflejada a la perfección en el color, el tono, y la composición que narran cada parte de la historia, a las que la autora ha dado un tratamiento distinto con el que nos transmite, rápidamente, la actitud a adoptar ante la escena que nos presenta. No trata de engañar ni extender en eternos actos introductorios la presentación de la trama. Simplemente nos muestra una escena en el trabajo, seguida del contraste de una escena familiar, para empezar a enredar la trama con una llamada telefónica. Jones va pasando magistralmente de la tensión a la calma, mostrando las dos caras de la protagonista, usando diferentes ritmos y cuadros según precisa cada parte.

Además de la estructura dual del relato, el carácter que le imprime a cada uno de sus personajes favorece el avance de la historia, aunque sus dibujos te hagan pararte a disfrutar de cada trazo. Y por supuesto, tal y como consiguió en las portadas de Madame Frankenstein, la personalidad arrolladora de Josie, envuelta en esos favorecedores y pomposos vestidos de los años ’60, cuyos pligues dotan de movimiento y fluidez cada dibujo, bien merecen esa nominación a los mejores lápices.  También está más que justificada la nominación a mejor portadista. No todos los días podemos ver a un dibujante darle una vuelta de tuerca al concepto de splash page. Joëlle Jones lo utiliza en su sentido más literal, llevándolo a su terreno y dejando, para el recuerdo, impactantes y glamourosas imágenes de Lady Killer en acción, mientras chorretones de sangre salpican por doquier.

¿Quién decía qué sobre sangre fría?

Thriller, terror y gore en una miniserie de 5 números, con final abierto que delata una clara intención de continuidad. No está mal no cerrarse las puertas cuando dependes directamente de las ventas. Por suerte para ella, las cuatro nominaciones a los Eisner demuestran que, aunque podría ser, no es una fan loca la que está recomendando un cómic sangriento cualquiera.

Así que, como amante del género, me declaro fan de la técnica y resultado de este primer trabajo de Joëlle Jones como “artista completa” (no quiero quitarle mérito a la colaboración de Jamie S. Rich en el guión ni a la mano que tiene Laura Allred con el color, que por algo también está en esa lista de nominados, pero el estilo personal es fantástico) estaré pendiente de cualquier otro proyecto en el que se embarque. Espero poder hablar pronto de otro éxito de esta autora que se basta y se sobra para abrirse camino a base de chicas malas. Hasta entonces…

¡Nos vemos en la Zona!

Teresita Sunday

Si es creepy, es para mí.

También te podría gustar...

6 Respuestas

  1. La verdad es que, a pesar de que no cumplió mis expectativas (ni argumentales ni de calidad), sí que resultó muy entretenida y con un dibujo sugerente. No lo digo en tono peyorativo, o no per se. Si he escogido ese adjetivo es porque veo mimbres a Jones para ser una artista cojonuda… pero aún le falta un hervor. Lo cual no quita para que su dibujo tenga una personalidad muy potente.

    Lo que más me disgustó fue que no tuviera un final-final. Y visto que se anunció para comienzos de este año un segundo volumen que nunca vio la luz, tenía miedo. Pero claro, luego llegaron los Eisner y parecen haberla salvado de la extinción. Me alegro. Ahora a ver si saben llevar la premisa más allá. Estaré ahí para el Vol. 2.

  2. Totalmente de acuerdo. Es cierto que la historia no es gran cosa y el final abierto es una jodienda, pero, de continuar, es un arco introductorio cojonudo. En cuanto a ella, no puedo decir más de lo que he dicho ya ahí arriba: me encanta la temática, el diseño y la ejecución. Así que estaré ahí para que me avises del Vol.2 xD

  3. arkhamkaveli dice:

    Buena historia y ¿para qué complicarse? No hay nada mejor que una historia simple pero bien contada (y si hablamos del dibujo ya…). Muy disfrutable aunque con respecto al final ¿cuantas historias acaban con “final abierto” pero no deja de ser un final definitivo? que oye, si sigue yo encantado pero como “final-abierto-definitivo” está muy bien. ¡aaaah! ¿he dicho que me encanta Laura Allred? muy mucho :D

    • Es un buen cómic, con sus fallos y sus cosas, pero muy chulo y todo muy acorde. Ya quisieran muchos haber empezado así, sólo hay que esperar que se mantenga, y tal y cómo hemos hablado ya por otras redes, ojalá estemos asistiendo al nacimiento de una reputada dibujanta creepy.

      Muchas gracias por aceptar la recomendación y comentarla :)

  4. Enrique dice:

    Ya se ha editado en España?(creo que llego un pelin tarde )

Deja un comentario, zhéroe