JOKER GAME, la guerra secreta

Título original: Joker Game (ジョーカー・ゲーム)
Fecha 1ª emisión: 5 de abril, 2016
Estudio: Productions IG
Director: Kazuya Nomura
Temporadas: 1
Episodios: 12
Género: Seinen/ Bélico
Valoración: El anime que habría redactado Maquiavelo /10

La historia está escrita por los vencedores. Esta frase tan categórica y directa es una sentencia usada en multitud de obras, escritos, artículos u opiniones. Adentrándonos un poco en su sentido figurado y extrapolando la idea que transmite, podemos deducir que la vida y el transcurso de ella es sólo una escala de grises, donde cada uno de los protagonistas de esos sucesos tiene diferente visión y opinión acerca de los acontecimientos. En base a esta idea, la ampliación que nos propone esta adaptación de la serie de novelas ligeras de Koji Yanagi es que los hechos y las versiones no dependen de impresiones personales, sino de la información que tiene cada uno de estos intérpretes, y la mejor manera de conseguir esta información es a través del Joker Game, el espionaje.

Entrenamientos de espía para poner cara de póker.

Cerca de los años ‘40, el Japón imperial, en vistas a la inminente segunda guerra mundial, creó una organización de espías ajena al ejército japonés. Para ello, adiestró y entrenó, a través de inhumanos exámenes físicos y mentales, a jóvenes de todo el país, de los que quedaron ocho, después de las selectivas pruebas. Dirigidos por el teniente Yuuki, los entrenados agentes deberán desenvolverse en las más tensas circunstancias, sabiendo que su tiempo de actuación acabará en cuanto estalle la guerra. Para ello tendrán que utilizar todo lo aprendido en su preparación, desde vías de escape in extremis, uso de técnicas de flirteo o preparación de explosivos caseros. Durante la serie, recorreremos junto a nuestros protagonistas gran parte del mundo, sobre todo visitando los países y regiones más implicadas en la contienda, haciendo parte del juego de espionaje y supervivencia lo más verídico posible.

Concordando con la temática de la serie, los protagonistas son… Auténticos fantasmas. Las ideas de personajes, evolución de los mismos, protagonistas o secundarios, pierden total sentido en esta obra, ya que la fidelidad del anime para con su trama es total en este aspecto. Conoceremos las historias y las misiones de cada uno de estos espías de élite, pero nunca sabremos más allá de lo necesario de ellos. Cada capítulo puede parecer una aventura nueva en la que parece que no tenemos información para entender nada pero, ¿qué es si no entrar a un país extranjero, convivir en su sociedad, crear nuevos vínculos y contactos para obtener información? La única cabeza reconocible continuamente es la mente pensante del grupo, el gran líder, el teniente coronel Yuuki, un hombre con el aspecto de un anciano cualquiera, aunque con su distintivo sombrero, bastón y guante en la mano derecha. Este experienciado hombre mantendrá el control de la agencia y conocerá de todas las actividades de sus espías distribuidos a lo largo del mundo, siendo un referente dentro del mundo bélico.

Señores, a espiar.

Como ya he comentado, el anime se desarrolla en los últimos años de la década de los ‘30, con la segunda guerra mundial en mente de los países implicados. Los hechos relatados y los casos sucedidos son puramente ficticios, pero no el ambiente en el que se desarrollan. Pese a que los protagonistas y los hechos concretos son una invención narrativa, la manera de actuar, las relaciones diplomáticas entre los países o la representación de los preámbulos de la guerra están contadas con una veracidad y fidelidad digna de admirar. Porque esta obra no es sólo un thriller bélico, es también una obra histórica, con sus trajes de época, sus uniformes diferenciados para cada potencia militar, sus armas y proyectos bélicos característicos… Un auténtico viaje a través de la estrategia y los movimientos previos al gran conflicto acaecido en 1939.

Pero para seguir de la mano de la trama, el estilo en el que se nos muestran los acontecimientos es detallado, limpio y directo. Bajo la frase “matar o suicidarse son las peores decisiones que podría tomar un espía” como máxima, los mismos protagonistas actúan a través de las sombras y sin causar bajas o agresiones fortuitas. La parte de la guerra que se nos relata es aquella que sucede en los despachos, en la que los códigos son el arma más poderosa y la lealtad hacia tus compañeros el tesoro más preciado y más difícil de arrebatar. Y se hace de una manera extraordinaria, mostrando cómo, pese a pertenecer a diferentes países y bandos, las organizaciones militares y paramilitares actúan bajo los mismos esquemas, siguiendo unos caminos paralelos con el único objetivo de hacer que el contrario no consiga continuar y así llegar antes a una meta común, ganar con la información y conocer todos los secretos de tus adversarios e incluso de tus aliados.

Es como si estuvieras allí… si supieras leer japonés.

El apartado artístico de la obra acompaña perfectamente a la ambientación de ésta para trasladarnos a esa época, pero la idea de crueldad, dureza y oscuridad desaparece de su interpretación y lo que más abunda es el uso de colores claros, brillantes, con los que se describen las ciudades y territorios representados. Uno de los aspectos a destacar dentro de la animación es la limpieza y detalle con la que está realizada, recreando imágenes, movimientos y escenas totalmente verídicas y sin ningún elemento fantasioso que nos pueda sacar del contexto. Los detalles de la vestimenta, los uniformes militares o los complementos de los hombres y las mujeres más acaudaladas de la sociedad forman parte de todo este ambiente en el que es tan fácil perderse e imaginarse como un testigo más en el Japón imperial. El toque final para todo esto es la banda sonora. Con el sonido predominante del piano y con ritmos tranquilos e inquietantes, nos acompaña en gran parte de las escenas clave de la serie y nos acaba de embelesar en estos escenarios.

Con una gran aceptación por parte de la crítica y el público y varios premios, tanto por las novelas como por el anime, Joker Game se ha convertido en muy poco tiempo en uno de esos animes diferentes al resto y recomendables sobre muchos. No solamente destacan la trama y el ambiente creado en torno a ella, sino los diálogos y la narración tan real y descriptiva de lo sucedido en una de las épocas más oscuras y convulsas de la historia. Una delicia visual y narrativa que todo amante de los thrillers y de la historia disfrutará y devorará en poco más de una tarde.

¡Nos vemos en la Zona!

También te podría gustar...

Deja un comentario, zhéroe

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.