JOHN WICK: CAPÍTULO 3 – PARABELLUM. Más Wick que nunca

Título original:
John Wick: Chapter 3 – Parabellum
Año: 2019
Director: Chad Stahelski
Guión: Derek Kolstad, Shay Hatten, Chris Collins, Marc Abrams
Fotografía: Dan Laustsen

Reparto Keanu Reeves, Halle Berry, Ian McShane, Anjelica Huston, Laurence Fishburne, Lance Reddick, Asia Kate Dillon, Jason Mantzoukas, Mark Dacascos, Yayan Ruhian, Cecep Arif Rahman, Robin Taylor, Tobias Segal, Saïd Taghmaoui, Jerome Flynn, Randall Duk Kim, Margaret Daly, Susan Blommaert.

Valoración: Buffet libre de hostias bañado en oro de cinco quilates

SinopsisTras asesinar a uno de los miembros del gremio de asesinos al que pertenecía, Wick es expulsado de la organización, pasando a convertirse en el centro de atención de multitud de asesinos a sueldo que esperan detrás de cada esquina para tratar de deshacerse de él y cobrar la recompensa millonaria que pesa sobre él.

La leyenda ha vuelto. Tras una primera entrega directa a DVD pero que sorprendió a tanta gente y llamó tanto la atención que reportó la suficiente pasta como para estrenar la segunda en cines. Y la segunda fue semejante pepinazo de acción que acabó de solidificar a esta saga como una de las mejores franquicias de acción de los últimos años junto a Misión Imposible.  Pues bien, dos años después y con el tensísimo cliffhanger del final del capítulo 2, ahora llega John Wick Capítulo 3: Parabellum donde el amigo Keanu Reeves está más jodido que nunca.

Por mi perro, mato.

John Wick 3 comienza justo donde la segunda lo dejó. Breves spoilers por aquí pero bueno, supongo que la mayoría de los que estaréis leyendo ya estaréis al día. El primer acto de esta película es una pasada: 30 minutos de puro survival en la que nuestro amigo John tiene que abrirse paso entre hordas de enemigos, regalándonos set pieces impactantes como una delirante muerte por libro, una visceral pelea con cuchillos y una divertidisima pelea en el establo. Vamos, que no podía comenzar mejor, pero es que lo bueno no acaba ahí y, prácticamente, tenemos una escena de acción que sienta como el caviar cada 10 o 15 minutos. 

Y es que ahí reside la clave del éxito de esta franquicia: la acción. Pocas veces vas a salir más satisfecho de una película de accion que con esta saga y es que, tanto la calidad de la escenas de acción como el apartado técnico y visual, convierten a esta película en un buffet libre de cine de acción de cinco quilates. Sin exagerar, hay unas ocho escenas de acción en total y todas son realmente memorables. Pero lo cierto es que la acción por acción a veces no tiene tanto impacto si no tiene una base narrativa interesante y, aunque quizás esta saga no tenga los mejores guiones, sí que tiene un pilar realmente sólido en el que apoyarse: su mitología

Me mojo y no me despeino.

Esa mitología con sabor a cómic mezclado con un exagerado pero refinado mundo noir de asesinos implacables que se esconden tras unas leyes aún más rígidas que ellos es, junto con la acción, uno de los grandes alicientes de esta saga. Y me alegra comunicar que John Wick 3 es la entrega de la saga en la más se explora el lore de un universo que aqui se siente más vivo e implacable que nunca. Quiero decir, se pagan las nefastas consecuencias de romper las sagradas leyes y vais a flipar con los castigos. Porque cuando no hay tiros en pantalla, la historia no queda vacía y obtenemos a cambio una expansión del universo y ciertos cambios en él que son realmente interesantes. Y es que esta tercera entrega es donde más cambia el status quo de la misma, junto al de Wick y también el de algunos secundarios. Como punto negativo, sí que es cierto que mientras la presentación del personaje de Hally Berry (con una tremenda set piece comandando a dos rabiosos perros belgas) es realmente potente, sale de la historia tan rápido como entra y acaba por dejarnos con un personaje prometedor pero realmente innecesario para lo (poco) que cuenta la cinta.

John Wick 3 es una sólida y brillante tercera entrega endiabladamente divertida y espectacular, en el sentido más impactante del adjetivo. Una sucesión de set pieces realmente inventivas y trepidantes sumergidas en una fascinante mitología que ayuda a cimentar, más si cabe, un universo que se siente más vivo e implacable que nunca. Y bueno, me dicen por el pinganillo que ya se ha confirmado la cuarta parte así que ¡Larga vida a John Wick!

¡Nos vemos en la Zona!

Buy Me a Coffee at ko-fi.com

También te podría gustar...

Deja un comentario, zhéroe

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.