EXTREMITY, de Daniel Warren Johnson

 


Título original
:

Extremity Vol. 1: Artist y Extremity Vol. 2: Warrior TPB
Sello: Image Comics
Guionista: Daniel Warren Johnson
Artista: Daniel Warren Johnson
Colorista: Mike Spicer
Contenido: Extremity #1-12 (Mar. 2017 – Mar. 2018)
Publicación USASeptiembre 2017 – Mayo 2018
Publicación España: Junio 2019 (Planeta Cómic)
Valoración: Mad Max: Fury Road hecho cómic

 

 

Después de 5 años en la zHona (un poco de autobombo nunca viene mal) hay multitud de motivos que me llevan a escoger un cómic para reseñar. A veces se trata de obras maestras que vuelven a reeditarse y nadie debería perderse, otras son series nuevas que me sorprenden por su originalidad en un mundo donde cada vez cuesta más no caer en el tedio, alguna que otra vez es por descubrir un cómic al que nunca antes había prestado atención y luego están las ocasiones como el caso que nos atañe hoy, cuando simplemente leo un cómic y a las pocas páginas ya sé que lo tengo que reseñar porque nadie, absolutamente nadie, debería dejar pasar la ocasión de disfrutar de…

EXTREMITY
de Daniel Warren Johnson

Lo primero que tengo que decir es que Mad Max: Fury Road es una de las películas de mi vida. La brutal experiencia que supuso verla en cine me explotó la cabeza de una manera que ya no esperaba que sucediera, tanto la primera vez como la última, pasando por diferentes revisionados a cada cual mejor e incluyendo la versión en blanco y negro. Lo único malo que se me ocurre de la película es que es tan buena que me es imposible verla en otro formato que no sea en cine, por lo que no puedo disfrutarla tanto como quisiera.

Aclarado el hype por Fury Road, que espero que todo el mundo comparta, imaginaros mi euforia cuando a las pocas páginas de Extremity tuve las mismas sensaciones que con la cinta de George Miller. Atrapado por su frenético ritmo que te sacude desde el primer momento y que no para de subir, los doce números que componen la serie se leen en un suspiro, disfrutando de todos los momentos buenos que tiene y sabiendo perfectamente que tendrás que volver a esas páginas para apreciarlas en toda su grandeza una vez acabes el cómic que no puedes dejar de devorar. Lo mejor de todo es que entre tanta épica, entre tantas escenas brutales de acción y violencia desatada y, entre tantos insectos gigantes arrasando ejércitos se cuelan grandes momentos íntimos, con unos personajes perfectamente construidos que viven en un universo plagado de conceptos que te meten todavía más en la historia.

Pues pintan guay los nuevos Pokémon

Extremity posee una historia de la que no vale la pena desvelar mucho, pues estamos ante un cómic tan bueno que va más allá de los gustos por un género u otro. Baste con decir que estamos en un mundo que mezcla tecnología punta con insectos gigantes, guerreros salvajes con un look muy a lo Braveheart con robots asesinos de métodos brutales, en el que un clan busca venganza ante el régimen establecido que los aplastó en el pasado dejando tras de si un pueblo roto, herido de muerte y cuya sed de venganza es lo único que les queda.

Esta historia salvaje de venganza con tantos elementos implicados cambiará el destino de todos los personajes, llevando al límite esa máxima de que la violencia solo engendra más violencia. Como sabéis soy un gran fan de la violencia (ojo, nunca en el mundo real), por lo que en este cómic he disfrutado de principio a fin con multitud de amputaciones, degollamientos, decapitaciones y muertes épicas, siempre con un nivel de detalle espectacular. Pero que la violencia no te impida ver el bosque, que en este caso es un mundo perfectamente recreado, con sus costumbres y sus historias, tradiciones ancestrales que prueban que no siempre fue un mundo marcado por la tragedia de la guerra.

Tiembla Terminator

Al frente de una obra tan apabullante un solo autor que ya se ha marcado a fuego en mi cerebro friki. Daniel Warren Johnson realiza un trabajo excelente tanto en guión como en dibujo, logrando un equilibrio espectacular con una historia bien planteada y perfectamente ejecutada con un arte que te entra por la retina como un elefante en una chatarrería. Lo que más me ha sorprendido es que este torrente de virtudes, este soplo de aire fresco en el panorama comiquero actual, esta pasada de cómic en todos sus aspectos, venga de la mano de un autor casi desconocido. De hecho yo lo confundí con James Harren, el autor de Rumble, y ese fue el motivo que me llevó a leer el comic. Nunca un error tuvo una recompensa mejor, pues de no ser por esta confusión quien sabe si me hubiera acercado a Extremity.

Pese a que la historia me ha encantado ha sido en el dibujo cuando Johnson me ha acabado de flipar, tanto en el trazo poderoso como en su narrativa arrolladora, en el diseño del mundo donde transcurre la acción como en la expresividad de sus personajes, en la atención enfermiza al detalle (recordándome poderosamente y como nadie antes al arte de Geoff Darrow) y en la crudeza de su violencia. Basta abrir el tomo por cualquier página para apreciar alguna de estas características que nos regala el lápiz del autor y tomar conciencia de que estamos ante un dibujo de una calidad incuestionable. Para acabar de redondear el impacto visual que supone leer el cómic tenemos el color de Mike Spicer, el mismo que en Head Lopper, otro comicazo por cierto, que le da un acabado genial para transmitir ese tono duro, áspero y seco que exhuman todos los poros de la obra.

Ojo si tienes algún problema con los bichos

Decía al principio que Extremity me recordaba poderosamente a Fury Road y para acabar esta reseña nada mejor que volver a la comparación de estas dos obras maestras. A los pocos minutos de ver la película postapocalíptica ya sabía que iba a formar parte de mi currículum como friki y con esta obra firmada por Johnson a las pocas páginas ya sabía que iba a formar parte de mi selección de cómics imprescindibles, de los que hay que leer sí o sí. Porque sí, para mí este cómic ya es de una magnitud fuera de lo común que hay que revisitar con calma para apreciar todo lo bueno que tiene detrás, para saborear en su totalidad de una historia trepidante y un acabado visual demoledor. Es una obra maestra que tiene que degustarse cada cierto tiempo para no olvidar que en nuestro mundillo todavía nos queda mucho por descubrir y mucho por disfrutar.

He de confesar que en algún momento durante la creación de esta reseña he tenido la sensación de que estaba siendo demasiado generoso con el cómic, que quizás me estaba dejando llevar por las buenas sensaciones que había tenido leyéndolo y que podría estar exagerando en mis elogios. Pero entonces, a cada momento de duda, volvía a ojear el cómic y acababa sonriendo pensando que no, que estaba siendo totalmente justo con lo que veía. Y de eso se trata en esta vida, de ser justos con lo que uno piensa, aunque eso te pueda traer más de un problema. Pero eso, amigos, es otra historia…

¡Nos vemos en la Zona!

Buy Me a Coffee at ko-fi.com

CarlosPlaybook

Como lector de cómics he pasado por todas las etapas de la vida de un lector/coleccionista. A saber, inicio en la infancia por regalo de lote de cómics de un amigo de mi padre, abandono en la adolescencia por invertir el dinero en otras cosas menos saludables pero igual de divertidas, y recuperación en la madurez por nostalgia. Y sí, me encanta HIMYM.

También te podría gustar...

2 Respuestas

  1. igverni dice:

    ¿Mad Max hecho cómic?

    No hace falta decir más, ya me lo has vendido, Carlos!! Gracias por la reseña, ha molado!!!

    • Hola de nuevo xD
      La verdad es que Extremity es mucho más que Mad Max, pero evidentemente tiene similitudes innegables, tanto en estética como en ambientación. A mí me recuerda a Fury Road por el ritmo hiper mega trepidante que no decae en ningún momento

      No me canso de repetirlo, uno de los comics del año

      Muchas gracias por comentar Igverni!

Deja un comentario, zhéroe

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.