CRUEL SUMMER, de Ed Brubaker y Sean Phillips


Título Original
:
Cruel Summer HC

Sello: Image Comics
Guionista: Ed Brubaker
ArtistasSean Phillips
ColoristaJacob Phillips
Contenido:
Criminal, Vol.3: #1, #5-12 (Ene. 2019; Jun. 2019 – Ene. 2020)                                                

Publicación USA Agosto 2020
Publicación España: Junio 2021 (Panini)
Valoración: Sueño violento de una noche de verano

 

Un criminal venido a menos que necesita dinero urgente para salir de un apuro en el que le ha metido su problemático hijo. Una mujer fatal que no se fía de nadie y cuya vida es una huida constante. Un detective cuyo talento choca frontalmente con su visión del bien. Todos ellos se ven mezclados en una trama de intriga, amor, traiciones, violencia y sueños rotos que transcurrirá durante un…

CRUEL  SUMMER
de Ed Brubaker y Sean Phillips

Tengo un amigo que desde hace casi 20 años, casi siempre que quedamos, hace macarrones para comer. El otro día mientras devoraba el segundo plato le dije, con riesgo a ahogarme, “Mira que sé que cada vez que como macarrones tuyos me van a gustar pero luego siempre me sorprendo de lo buenos que están”. Y es que es verdad, los macarrones de amigo son una constante universal, algo imperecedero y que nunca decepciona. Por eso, a los pocos días mientras devoraba, en este caso, las páginas de este cómic tuve la misma sensación, y es que el tándem Ed Brubaker/Sean Phillips nunca decepciona y siempre deja buen sabor de boca. Si bien es cierto que llevan muchos años trabajando juntos uno podría pensar que la fórmula está agotada, pero la verdad es que ahora están en el momento más alto de su carrera, sorprendiendo con cada entrega de esta serie.

Porque Cruel Summer pertenece a la serie Criminal, al tercer volumen de dicha colección para ser más exactos, pero es totalmente disfrutable sin haber leído nunca nada antes de dicha serie o incluso de estos autores. Es cierto que algunos de los personajes que desfilarán por estas páginas también aparecen en otras entregas pero eso no supone ningún perjuicio a la hora de afrontar esta lectura. Yo mismo he olvidado todo lo que leí de la otra serie, curiosamente la que menos me gusta de Brubaker/Phillips, y he disfrutado a lo grande con este tomo y eso que venía con mucho hype después de leer las recientes Bad Weekend, Pulp y Kill or be Killed. Así que, tanto si habéis leído algo de estos autores como si no, si los conocíais de otras obras o son totalmente desconocidos para vosotros, debéis tener clara una cosa: Cruel Summer es una maravilla.

Los conflictos generacionales están a la orden del día.

Teeg Lawless sale de la cárcel después de que su hijo adolescente le haya pagado la fianza con el dinero sacado de un golpe en una casa. Lo que su hijo no sabía es que le había robado a la persona equivocada y ahora Teeg debe compensar esta afrenta con una suma de dinero imposible de obtener en tan poco tiempo a no ser que cometa un golpe grande. Muy grande. No soy mucho de explicar los argumentos de las obras que reseño, creo que es mucho mejor para el lector leer sin ningún conocimiento previo para disfrutar la experiencia así que lo que he contado es apenas las 10 primeras páginas, suficiente para mostrar un poco por donde van a ir los tiros. Un ambiente de criminales de poca monta que se mueven en un submundo de gente peligrosa y con una moralidad de lo más liviana.

Tampoco es que Teeg sea el protagonista absoluto ya que estamos ante una historia coral en la que además cada número está protagonizado por un personaje distinto sin que por ello la trama se resienta. No es que contemplemos la misma escena vista por todos los personajes sino que la acción va avanzando mientras que cada tramo es narrado desde el punto de vista de un personaje distinto. Será al final cuando todos los caminos y todos los personajes se crucen para provocar un caos del que nadie estará a salvo y que, de un modo u otro, marcará el destino de todos los implicados. Hasta entonces recorreremos un camino plagado de violencia, física y verbal, vacíos existenciales, escenas bastante duras aunque sean fuera de plano y una sensación general de desasosiego existencial que marca a todos y cada uno de los personajes de la obra.

Hoy en Bricomanía: cómo abrir cabezas con una llave inglesa.

Ed Brubaker consigue mantener atrapado al lector en todo momento gracias al uso de la narración omnisciente que relata tanto los pensamientos del protagonista como sucesos que desconoce, adelantando en muchos casos las desgracias que están por venir debido a los errores que cometen dichos personajes. Esta fórmula es la que viene usando en la mayoría de sus trabajos por lo que la tiene más afilada que nunca y es un maestro a la hora de administrar los giros de guión, pese a haberlos anunciado anteriormente. En el caso de Cruel Summer, Brubaker se beneficia en exceso de tener un reparto coral pudiendo repartir estos golpes de efecto entre todos los implicados, algo que puede parecer sencillo pero que una vez se completa la lectura uno puede apreciar la compleja tela de araña que ha ido tejiendo el guionista para después dar un último golpe de efecto para acabar la historia por todo lo alto.

Sean Phillips es un dibujante peculiar cuyo estilo sucio y algo estático puede que no sea el mejor reclamo, pero cuyo dominio de la narrativa y de las luces y sombras hacen de él el mejor artista para un cómic como éste. Es un experto a la hora de encuadrar a los personajes, con muchos plano cortos de los rostros, donde las miradas y los gestos cobran más importancia a la hora de desarrollar en imágenes toda la información que aportan los cuadros de texto.

Esta juventud sí que sabe divertirse.

Jacob Phillips potencia las virtudes del dibujo de su padre Sean, empleando las sombras tanto para dar volumen y contraste a los rostros como para conseguir una atmosfera todavía más oscura, ya que la mayor parte de la acción transcurre de noche o en lugares cerrados. El único toque de color chillón que se permite es la chaqueta roja de Jane destacando así más la atracción que el personaje ejerce sobre el resto.

Cruel Summer es una historia dura, amarga, que no da tregua al lector a la hora de mostrar la decadencia moral en la que se mueven sus personajes y que les va llevando a un camino de no retorno. Pero es también una historia de amor que tocará el corazón de los más duros del lugar. Y ya sabéis que yo siempre voy con el amor por mucho que duela. Pero eso, amigos, es otra historia…

¡Nos vemos en la Zona!

CarlosPlaybook

Como lector de cómics he pasado por todas las etapas de la vida de un lector/coleccionista. A saber, inicio en la infancia por regalo de lote de cómics de un amigo de mi padre, abandono en la adolescencia por invertir el dinero en otras cosas menos saludables pero igual de divertidas, y recuperación en la madurez por nostalgia. Y sí, me encanta HIMYM.

También te podría gustar...

Deja un comentario, zhéroe

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.