BIG HERO 6

Big_Hero_6-799861615-large
Título original:

Big Hero 6
Año: 2014
Dirección: Chris Williams, Don Hall
Guión: Don Hall, Jordan Roberts, Robert L. Baird (basado en el cómic Marvel de Duncan Rouleau y Steven T. Seagle)
Reparto (voces): Ryan Potter, Scott Adsit, T. J. Miller, Jamie Chung, Damon Wayans Jr, Génesis Rodríguez, James Cromwell

Sinopsis: En la metrópolis de San Fransokyo (cruce de San Francisco y Tokio), vive Hiro Hamada, un chico prodigio de 14 años, que ha creado al robot Baymax para llenar el vacío que le dejó la muerte de su hermano, quien estaba a punto de descubrir una red criminal liderada por Yokai, un misterioso villano enmascarado. Para detener a los criminales, Hiro crea “Big Hero 6”, un equipo de poderosos superhéroes, del que forman parte Wasabi-No-Ginger, Honey Lemon, GoGo Tomago, Fred y Baymax.

Esta vez Disney se deja de “let it goe’s“, muñecos de nieves parlantes y princesas que tantos beneficios les han traído este año, y sigue experimentando nuevos horizontes en cuanto a temática. Si en 2012 se adentraron en el mundo de los videojuegos con la divertida y muy simpática Rompe Ralph, esta vez se adentra en el género de superhéroes con Big Hero 6, ¿y qué mejor que adaptar un cómic de un peso pesado de la actualidad como es Marvel? Diseccionemos este prometedor resultado.

Big Hero 6 adapta una serie de cómics titulada con el mismo nombre, y aunque uno podría dudar de que este toque superhéroico no cuajase con los leitmotiv habituales de Disney, hay que afirmar que ocurre todo lo contrario. Esta producción se adapta perfectamente al género con un ADN “marveliano” que le sienta genial, pero lo mejor, y sin traicionar ese tono Disney que nos ha encandilado desde que éramos pequeñajos, es una buena fusión entre dos mundos tan disfrutables como diferentes. Además también adapta de manera fiel ese tono cercano al manga de los cómics originales, ya que visualmente hay algunos diseños tanto de personajes como de escenarios que recuerdan a la estética visual propia del anime.

BIG HERO 6 ZONA ZHERO

Visualmente la cinta es una maravilla. Colorida, animada y con una fotografía deslumbrante sobre la ciudad San Fransokyo, incluyendo también esos vuelos  de Hiro montado sobre Baymax que son pura delicia visual, aunque puede que recuerden bastante a los de Desdentao e Hipo en Como entrenar a tu Dragón.
En cuanto a los personajes, los que más destacan son Hiro y, por supuesto, Baymax. Hiro es un pequeño cerebrito y  prodigio de la tecnologia y la física, que tiene que afrontar la dura pérdida de alguien cercano. A simple vista, este el típico arquetipo de personaje principal de la mayoría de pelis de animación actuales, pero aunque esto sea así, se agradece que lleven su pasión hacia algo como la tecnología, y que se introduzca esa muerte, ya que esto hace evolucionar y funcionar a Hiro de una manera satisfactoria. En cuanto a Baymax, ¿qué se puede decir de él que no se haya dicho ya? Es el show de la película, y quien realmente hace funcionar la parte cómica de la misma, un robot adorable, altamente achuchable y con una personalidad inocentona y dulce que hace que le queramos más. Vamos, que Baymax se coloca junto a Groot de Guardianes de la Galaxia como uno de los personajes más simpáticos de 2014. Llama la atención su diseño minimalista  pero memorable, que recuerda a la dulce pero letal robot que fue Eve de Wall-E. En torno a los secundarios, aunque hay algún personaje que funciona mejor que otro, tanto como personajes como elemento cómicos, todos (incluidos los protas ya mencionados) forman en conjunto un buen y equilibrado equipo.

Pero lo que realmente hace funcionar esta producción a las mil maravillas es su medido guión y ritmo: los 108 minutos que dura Big Hero 6 se pasan realmente volando, 108 minutos en los que se fusionan perfecta y dosificadamente los momentos humorísticos y las aventuras con tramos más relajados y emotivos. Sin embargo, es en la parte final donde la cinta da un paso más allá e introduce elementos de ciencia ficción, regalándonos un clímax vibrante y emotivo a partes iguales, ya que es justo en ese momento cósmico donde parece que no estás viendo la Disney de siempre. Eso es de lo más destacable de la pelicula, ya que aún siendo una producción de Disney, es la que que menos genes Disney tiene desde Rompe Ralph. Eso se agradece , que un estudio como este siga probando nuevos horizontes y tonos con tan buenos resultados como los de este caso.

Big Hero 6 es una notable, agradable y divertida película de animación que confirma una vez más el buen rumbo que está tomando Disney en cuanto a animación se refiere, uno en el que toma nuevos caminos y estilos pero sin traicionar del todo su constante esencia. Disney, por favor, ¡sigue asi!
Una última nota: los más marveleros quedaos hasta el final de los créditos, porque hay una secuencia muy maja sobre uno de los pilares de este universo…

¡Nos vemos en la Zona!

También te podría gustar...

6 Respuestas

  1. Xades dice:

    Acabo literalmente de llegar a casa de verla y he disfrutado tanto o mas que el nano que tenia sentado al lado, ambos callados y con la boca abierta. Visualmente es una delicia, en especial el cuerpo de Baymax como reaccionaba con el entorno y los poderes del malo. Ademas el ritmo va de menos a mas.

    En fin que creo que si nada me lo impide volveré a ir a verla en cuanto pueda

  2. Tengo unas ganas locas de ver esta película, y sorprendentemente has conseguido incrementarlas. ¡Espero que me guste tanto como a ti o más!

  3. Diamond dice:

    Una maravilla de película.

  4. Juanan Brundle dice:

    Vista. Me ha encantado, simple y llanamente. Fred me recuerda siniestramente a mi.

  5. Anónimo dice:

    Es la película del año, de todos los años. Animación, diseño, ritmo, personajes, efectos, guiños… todo es de 10. Y cuando acaba y tu cabeza está flipando inteentando asimilar lo buena que es… sueltan esa escena post créditos y te explota la cabeza.Big Hero es Terminator 2 + Mazinger Z + SpiderMan + X-Men + Matrix + mil referencias a videojuegos, comics y anime… es la pelicula de nuestra vida

Deja un comentario, zhéroe